Archivo de la etiqueta: Moviles

Cómo afecta el frio al rendimiento de tu Smartphone

Con la llegada del invierno y las bajas temperaturas notamos cómo nuestro organismo sufre cambios en algunas de las constantes habituales y por ello, necesitamos de cuidados para regular la temperatura corporal. Pero nosotros no somos los únicos que padecemos las consecuencias del frio, los dispositivos electrónicos también.

Desde Librephonía explican que “el frío hace que los teléfonos no funcionen correctamente siendo la pantalla y la batería las prestaciones que más se ven afectadas. El smartphone interpreta las bajas temperaturas como un gasto extra de la batería, lo que provoca que se ralentice su funcionamiento habitual, puesto que tiene que utilizar más energía para mantenerse en la zona óptima de temperatura de funcionamiento. Además, en ocasiones, lo que ocurre es que en la pantalla se refleja un porcentaje de carga menor de lo que realmente tiene e, incluso, puede que se produzca un apagón repentino”.

En este sentido, estas consecuencias que afectan a los teléfonos tienen una explicación tecnológica. La mayoría de los smartphones disponen de baterías de iones de litio que se basan en reacciones químicas para producir la carga de energía. Lo que ocurre cuando la temperatura ambiente es baja, es que dichas reacciones químicas que se producen por el movimiento de iones es más lenta y por tanto, tardan más tiempo en producirse. Como consecuencia de esto, el funcionamiento del dispositivo se ralentiza o incluso entra en un estado de “congelación”, es decir, se apaga.

Para que tu móvil no se vea afectado por el frio, Librephonía revela seis consejos útiles a seguir para que tu teléfono funcione a pleno rendimiento:

  • Realizar la carga de batería en un lugar cuya temperatura ambiente ronde los 15 – 25 grados.
  • Si tu móvil se ha apagado, caliéntalo con las manos antes de encenderlo.
  • Abriga tu móvil con una funda de neopreno para mantener mejor el calor.
  • Si usas el teléfono cuando realizas una actividad física al aire libre, mantenlo en el bolsillo o pegado a tu cuerpo para que su temperatura se mantenga mejor.
  • Utilizar los auriculares con manos libres para evitar exponerlo al frío.
  • No dejes el móvil en un lugar expuesto como en el interior de un vehículo al aire libre o en la mesa de una terraza.

Por último, a pesar de las consecuencias que experimentan los dispositivos electrónicos con la baja de temperaturas, los daños que se producen son reversibles. Lo que significa que en cuanto el teléfono recupere su temperatura habitual, éste funcionará a pleno rendimiento.

Cómo aumentar la vida útil de la batería de tu móvil

La duración de las baterías de los teléfonos inteligentes es uno de los problemas más frecuentes que tienen los usuarios con sus dispositivos. Y no es de extrañar pues este elemento es el que menos avances tecnológicos ha experimentado con respecto a otros componentes de los teléfonos. “De hecho, la media de vida de una batería, se encuentra entre 300 y 500 ciclos de carga. Es decir, 18 meses o menos ya que si cargamos el teléfono más de una vez al día, posiblemente a los 6 u 8 meses podamos tener problemas de rendimiento”, señalan desde Librephonía, plataforma de venta de teléfonos reacondicionados.

Desde la compañía explican que los ciclos de carga son las veces que descargamos al 100% nuestros smartphones. En este sentido, desde Librephonía, señalan que “en las nuevas baterías de ion- Litio los ciclos de carga se contabilizan de forma modular. Es decir, si gastamos un 25% del 100%, cargamos el terminal al 100% y volvemos a gastar un 25%, el total del ciclo de carga es del 50% con lo que nos quedaría otro 50% del ciclo. De tal modo que un ciclo de carga se puede llevar acabo en varios días, lo que supone un pequeño avance ya que la carga por tramos hace que las baterías aguanten más el desgaste diario”.

Desde Librephonía anotan, además, que “las baterías deberían durar, aproximadamente, entre 3.000 y 4.000 ciclos. Sin embargo, no es habitual llegar a estas cifras porque a partir del 20% de uso de estos ciclos de carga suele verse afectado el rendimiento del teléfono, no solo en la duración de la batería si no, también, en la estabilidad del sistema del dispositivo. Por ejemplo, si la batería tiene que entregar 4 voltios para que el teléfono funcione correctamente y entrega 3.8 voltios, el teléfono comenzará a fallar con errores de reinicio, bloqueos, temperatura excesiva…

Así, y con el objetivo de mejorar el rendimiento de nuestras baterías, Librephonía, ha recogido seis recomendaciones y trucos que nos permitirán alargar su duración:

Carga el teléfono sin usarlo. El calor es excesivamente malo para la batería. Si cargamos el teléfono mientras lo usamos estamos forzando al dispositivo a hacer un uso cercano al 100%, lo que genera mucho calor interno que perjudica la batería. En este sentido, hay que recordar que los teléfonos no tienen elementos activos de ventilación como puede ser la refrigeración por ventilador o líquida, en el caso de los ordenadores, por lo que si a este calor interno le sumamos la funda de protección, el calor difícilmente podrá disiparse.

Utilizar cargadores certificados y de marcas fiables. Un cargador o cable que no cumpla los requerimientos de la marca del dispositivo puede alimentar con sobre voltaje la batería y acabar por deteriorarla antes de la cuenta.

Cerrar aplicaciones en segundo plano o desactivar funciones si no se utilizan frecuentemente. Las aplicaciones en segundo plano o las aplicaciones que quedan abiertas tras su uso y no se cierran automáticamente como redes sociales o juegos, aumentan el gasto de la batería. Por ello, debemos acostumbrarnos a cerrarlas tras su uso. También es recomendable desactivar funciones como el GPS o la conexión bluetooth.

Mantén la carga del dispositivo entre un 20% y un 80% del total. Actualmente, y exceptuando las baterías más viejas, está comprobado que mantener la carga de la batería entre un 20% y un 80% del total, mejora y alarga la vida de nuestras baterías.

Brillo de pantalla. Si queremos disfrutar de una o dos horas más de batería, podemos poner el brillo de la pantalla en automático. Además, se ha demostrado que los temas oscuros consumen mucha menos batería que los estándar con colores blancos y brillantes.

Reduce la actualización de tu correo electrónico. Por último, una de las funciones que más batería gasta es la de programar el teléfono para que continuamente esté buscando emails en los buzones de correo, ya que fuerza las conexiones de datos móviles. Por ello, es recomendable configurar nuestro correo para que la frecuencia de actualización sea cada 15, 30 o 60 minutos, o bien de forma manual, es decir, que cuando entremos en la aplicación se actualice.

En conclusión,  Librephonía recuerda que las funciones que más batería gastan son el WiFi, el GPS; la conexión bluetooth y NFC, la frecuencia de actualización de nuestras cuentas de correo y los datos móviles, aunque esta última es mejor tenerla siempre activada. Además, las aplicaciones que más energía consumen son las redes sociales como Facebook, Instagram o Twitter ya que constantemente están solicitando información para actualizar el contenido que muestran.

bq firma un acuerdo con la Escuela Superior de Informática de Ciudad Real de la Universidad de Castilla-La Mancha para reclutar nuevos talentos

[vc_column_text width=»1/1″ el_position=»first last»]

bq, (www.bqreaders.com) empresa española dedicada al diseño, desarrollo y fabricación de e-readers, tablets y smartphones, ha apostado desde sus orígenes por el talento español. Buscando contribuir a la formación de nuevos ingenieros e incorporarlos a su plantilla, bq ha firmado un acuerdo con la Escuela Superior de Informática de la Universidad de Castilla-La Mancha, emplazada en Ciudad Real.

Este acuerdo nace con dos objetivos: impulsar la formación de los estudiantes y facilitar el acceso al primer empleo de los jóvenes. A medio plazo, también se plantearán contratos de investigación con la Escuela Superior de Informática, y colaboraciones docentes en desarrollo de software para dispositivos móviles. La iniciativa se ha materializado con la creación de una factoría de software en la propia escuela, que ha acogido ya a un grupo de 10 alumnos de la UCLM y a la que se irán incorporando progresivamente nuevos estudiantes.

Esta factoría actúa como una extensión más del equipo de desarrollo que bq tiene en Madrid. En un primer estadio, los estudiantes recibirán formación de los ingenieros de la sede central, que enseñarán, ayudarán y guiarán a los estudiantes en este nuevo proyecto. Posteriormente, el equipo de la UCLM continuará trabajando independientemente, aunque siempre en conexión directa con la sede madrileña.

El objetivo es que los estudiantes que se vayan uniendo a la factoría puedan incorporarse al mercado laboral no solo con formación teórica, sino también práctica. Además, les ofrece una primera experiencia profesional, lo que supone una ventaja competitiva en un panorama laboral cada vez más complicado. Una vez terminado el período de prácticas, los estudiantes podrán incorporarse a la plantilla de bq como trabajadores en alguna de sus sedes.

Según Antonio Quirós, Vicepresidente de bq: “Esta iniciativa busca apoyar el talento e impulsar el acercamiento entre la universidad y el mundo empresarial.” Por su parte, Eduardo Fernández-Medina Director de la Escuela Superior de Informática, en la UCLM, añade: “Se trata de una prueba más del compromiso de la Escuela con sus estudiantes y con las empresas que se instalan en su entorno, y otro hecho que corrobora el buen momento de empleabilidad en ingeniería informática”.

El acuerdo firmado tendrá una duración de 3 años, aunque ambas partes prevén renovarlo si los resultados son positivos.

[/vc_column_text]